Síguenos

Advertisement
Facebook Oficial: El Plaza Condesa

A ver. Miremos en retrospectiva. Si de algo nos hemos dado cuenta es que la desinformación abunda en redes sociales cuando suceden imprevistos como el sismo que afectó al centro del país el martes pasado. Esto, además de la adrenalina desmesurada, implica un peligro a corto, mediano y largo plazo para aspectos tanto físicos como psicológicos de una Ciudad como la nuestra.

Todos los sectores de la sociedad han sido afectados: economía, sociedad, infraestructura, urbanidad, entretenimiento. Dentro de ellas, el pánico se apodera de la colectividad y genera confusión, mucha confusión. Ayer, alrededor de las 5 de la tarde, medios de comunicación informaron que El Plaza Condesa se encontraba frágil y que habían colocado una barda de seguridad pues en cualquier momento podía derrumbarse.

Unos minutos después, personas cercanas al inmueble aseguraron en Twitter que el sitio se encontraba seguro pues el oficial de Protección Civil había despejado dudas sobre la inestabilidad del lugar. Entonces, ¿se encontraba en peligro o no El Plaza Condesa? Sólo lo saben los miembros de Protección Civil e ingenieros especializados que a su vez le informaron a los encargados del bar que se encuentra a un costado del lugar, Pata Negra. Nadie más.

A pesar de que lo más tortuoso del suceso ha pasado, definitivamente quedarán rezagos estructurales. Si ponemos todas las cartas sobre la mesa, hay que hacer un balance entre lo real de la situación y lo hipotético. El Plaza Condesa tiene una capacidad para 1,900 personas. El foro fue construido entre 1952 y 1973 y está ubicado entre dos parques importantes de la colonia Condesa, España y México.

¿Qué pasará con recintos como este? ¿Los artistas se sentirán seguros de venir? ¿Las promotoras lo pensarán tres veces antes de hacer un negocio con los dueños de los venues? En días posteriores seguramente se revelará información sobre este recinto y otros inmuebles en los que se llevan a cabo actividades recreativas y conciertos. Lo que es cierto que es que como sociedad es nuestra responsabilidad revisar las fuentes de información fidedignas para contribuir con el apoyo social e individual.

Ya sea a corto, mediano o largo plazo sólo sabremos con certeza el estado físico de los foros a partir de estudios por parte de los especialistas. Entonces, evitaremos más problemáticas de las que ya tenemos. Hay que esperar la confirmación de arquitectos, ingenieros civiles y estructuristas para emitir un juicio y en cambio hay que contribuir verificando la información.

Advertisement

Relacionados