Síguenos

Advertisement
https---blueprint-api-production.s3.amazonaws.com-uploads-card-image-879210-61a29c23-7d15-4fee-9dae-78db94a7eb3e.jpg

Las ruedas de prensa en la Casa Blanca protagonizadas por Donald Trump son cada vez más surreales. O al menos son eventos en los que las actitudes antidemocráticas y reprobables siguen siendo vistas como si nada ocurriera.

Desde burlarse de una reportera diciéndole que ella “no pensaba y que nunca lo hacía”, hasta regañar constantemente a quienes se atreven a hacerle preguntas sobre temas de los que no quiere hablar más, el miércoles (7 de noviembre) será recordado como un día más de berrinches presidenciales.

A un día de las elecciones legislativas, en las que los republicanos perdieron el control en la Cámara de Representantes, Trump dio una conferencia en la Casa Blanca en la que arremetió contra Jim Acosta de CNN por haberle preguntado por qué decía que la caravana migrante “invadiría” su país.

Trump le respondió: "CNN debería avergonzarse de que trabajes para ellos. Eres una persona terriblemente grosera. No deberías estar trabajando para CNN (…) cuando ustedes divulgan noticias falsas, algo que CNN hace bastante, ustedes son los enemigos del pueblo".

Acosta insistió en seguir preguntando, pero Trump le pidió que se sentara y le dijo que su turno había terminado. Horas después, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, informó en Twitter que suspendían la credencial de Acosta para entrar a la Casa Blanca hasta nuevo aviso.

CNN publicó su postura en Twitter y calificó la actitud de Trump como peligrosa y antidemocrática.

FULL Exchange Of President Trump's Clash With CNN's Jim Acosta | TIME

Hubo un punto en que un reportero le preguntó al presidente sobre la afirmación de su ex abogado Michael Cohen de que Trump le había dicho que "las personas negras son demasiado estúpidas para votar por mí". Además, el reportero citó a otros que dijeron que el presidente usa lenguaje racista, incluido el ex asistente de la Casa Blanca, Omarosa Manigault Newman, quien dijo que Trump a menudo usaba una injuria racial para referirse a los negros, así como el rapero Lil Jon, quien dijo que Trump lo había llamado "Tío Tom” (el personaje protagonista de una famosa novela en la que se narra la historia de un esclavo y su familia).

Untitled design-304.png

¿Su respuesta? Trump dijo que jamás en su vida ha hecho declaraciones racistas y que no conocía a Lil Jon, a pesar de que él formó parte de su programa, The Apprentice, (e incluso tienen varias fotos juntos).

Las mentiras y los insultos siguieron: Trump dijo que sus declaraciones de impuestos eran demasiado "complejas" para que la gente las comprendiera y le dijo a varios reporteros extranjeros con acento que no podía entenderles.

¿Qué pasa con este individuo? ¿Alguien podrá detenerlo?

Advertisement

Relacionados