Síguenos

Advertisement
(Obligatorio)

Spotify se estrenó hoy (3 de abril) en la Bolsa de Valores de Nueva York, valorada en 29,500 millones de dólares. El reto ahora, señala su cofundador, Daniel Ek, es demostrar que, con sus resultados, la plataforma puede también despertar el interés por la música entre los inversores.

Hicimos un repaso por la historia de la compañía sueca que ha revolucionado la manera de consumir música en la última década.

Los antecedentes
Antes de la reproducción de contenidos en streaming, a principios de los noventa había que descargar archivos de audio (MP3) para poder reproducirlos. Esto podía tomar horas debido a la lenta velocidad de las conexiones a internet de aquella época. Según explica Hipertextual, en 1997 RealNetworks lanzó RealPlayer, el primer sistema de reproducción de video en streaming, basado en la tecnología que habían usado para transmitir eventos deportivos en años anteriores. Para aquel entonces ya estaba lista la tecnología de reproducción, pero faltaba esperar a que las conexiones a Internet mejoraran.

2006: los inicios
Daniel Ek tenía 25 años y era un millonario recién salido de una depresión, por lo que decidió emprender un nuevo proyecto en el que se combinaran la informática y la música. Quería hacer un Napster pero legal, señala Libertad Digital. Fue entonces que se asoció con otro millonario, Martin Lorentzon, y crearon Spotify. De inmediato contrataron a un equipo de ingenieros para programar la app y empezaron negociando licencias de música en Europa. Todo esto les tomó dos años.

2008: el reinado del streaming de contenidos
De acuerdo con Hipertextual, en este año el consumo de contenidos en streaming ya había acaparado buena parte del ancho de banda de Internet a nivel global. En lo que respecta a la música, la opción más popular en ese momento era MySpace, una plataforma que no sólo permitió la escucha en este formato sino un acercamiento e interacción sin precedentes entre los artistas y sus fans. Para entonces Spotify ya contaba con un catálogo de millones de canciones de artistas de todo el mundo y estaba presente en Escandinavia, Reino Unido y España.

2017: crecimiento y polémica
Fue uno de los años de mayor crecimiento para la plataforma, que de julio de 2017 a enero de 2018 consiguió 10 millones de nuevos suscriptores. De esta manera la compañía sueca celebró el hecho de contar con un total de 70 millones de suscriptores premium que se sumaron a los 140 millones de usuarios activos, reportó Forbes. Pero en medio de todos estos números favorables surgieron varias demandas por supuestamente usar miles de canciones sin licencia y sin ofrecer la compensación correspondiente.

2018: Spotify llega al New York Stock Exchange
Sin duda, uno de los ingresos a la Bolsa que más llamó la atención en los medios y, de acuerdo con El País, el mayor estreno de una empresa de tecnología después de Alibaba y Facebook. Spotify entró a Wall Street sin necesidad de dotarse de liquidez, y esa es la razón por la que no emite nuevas acciones. El País destaca que la empresa cuenta con 1,300 millones en efectivo, no tiene deuda (la convirtió en acciones para los inversores) y tiene un flujo de caja positivo. Por el momento su principal preocupación es la cada vez más agresiva competencia que representan Apple, Google, Amazon y Pandora.

Advertisement