Síguenos

Advertisement
Paul Simon.jpg

Este martes por la mañana, el sitio de noticias NME dio a conocer que el cantautor Paul Simon dará su última presentación en el festival British Summer Time que se llevará a cabo en el parque Hyde de Londres el 15 de julio.

De acuerdo con el diario británico The Telegraph, desde hace dos años, Simon ya contemplaba el retiro como una posibilidad. En junio de 2016, el músico estadounidense le dijo a The New York Times que “ya no estaba interesado en el negocio de la música”. “Veré que sucede si lo dejo ir. Veré quién soy en realidad, sí soy nada más esa persona que está definida por lo que hace”. Después de publicar su más reciente producción discográfica, Stranger to Stranger, algunos medios -como el mismo Telegraph- predijeron que Simon podía retirarse ese mismo año.

Paul Frederic Simon, mejor conocido como Paul Simon, es uno de los cantautores con mayor trayectoria en la escena musical de Estados Unidos. El músico nació en Nueva Jersey -cuna de otros músicos emblemáticos de ese país como Bruce Springsteen- y desde niño fue aficionado a la música folk, el jazz y en el rock and roll que escuchaba de la mano de Elvis Presley y Jerry Lee Lewis, en el programa de radio del reconocido locutor Alan Freed.

En una plática exclusiva para TrackRecord, el periodista Miguel Cane destacó algunos puntos de la carrera de Paul Simon, a quien nombra como uno de los cantautores de Estados Unidos más conectados con la vida urbana y con mayor sensibilidad.

Simon & Garfunkel

Según información recabada por editores de Spotify, Simon conoció a Art Garfunkel a los 11 años de edad en el barrio de Queens, músico con el que formaría años más tarde uno de los duetos más exitosos del pop en la década de los sesenta: Simon & Garfunkel.

En la adolescencia, el dueto empezó tocando canciones de Doo Wop -estilo musical donde un coro canta con diversas armonías- en los bailes escolares de la preparatoria Forest Hill. Inspirados por el grupo The Everly Brothers, Simon & Garfunkel -bajo el seudónimo de Tom & Jerry- escribieron “The Girl For Me” y “Hey Schoolgirl” sus primeras canciones, en 1956.

Sid Prosen, del sello discográfico independiente Big Records, firmó un contrato con el dueto para grabar “Hey Schoolgirl” y lanzarla como primer sencillo un año después de haberse escrito. Para que el talento de los compositores tuviera éxito, Prosen pagó 200 dólares para que el tema fuera programado en el espacio radiofónico de Freed. Gracias a esta exposición, los compositores vendieron más de 100 mil copias.

Después de graduarse en 1963, firmaron un contrato con el productor de Bob Dylan, Tom Wilson, luego de que audicionaron con un tema que habían escrito mientras se encontraban en la escuela: “The Sound Of Silence”, que fue incluido como sencillo principal de su álbum debut Wednesday Morning, 3 A.M. El tema vendió más de un millón de copias en enero de 1966, dos años después de su publicación, y se convirtió en uno de los temas más populares del llamado Verano del Amor, movimiento social y cultural que se llevó a cabo en Estados Unidos durante 1967.

En 1968, 24 horas antes del asesinato de Martin Luther King, el tema “Ms Robinson” fue lanzado como sencillo del disco Bookends, que marcó un antes y un después en la escena musical de Norteamérica debido al contexto histórico. Incluso, la canción fue la primera composición de rock and roll en ganar el premio a canción del año en los Grammy en 1969 de acuerdo con la biografía Paul Simon: A Life, escrita por Marc Eliot de The New York Times. Para Cane, este es uno de los discos más importantes de la historia para el rock and roll y de la música pop.

The Graduate y su época en el cine

Además de ganar popularidad gracias a la exposición en radio y su talento mostrado por Columbia Records, Simon & Garfunkel se integraron a la vida cinematográfica con el soundtrack de The Graduate, una compilación de sus composiciones bajo la dirección de Mike Nichols. Según Billboard, “The Graduate ayudó a que el dueto fuera escuchado por una audiencia más vieja”, además de consolidar una banda sonora sin precedente y mostró una visión singular de cómo conectar música de un artista (o banda) popular con la temática de una película, una técnica que hoy en día es recurrente.

Más adelante en 1980, Paul Simon se acercaría de nuevo al cine con la cinta One-Trick Pony, tanto en la composición de la banda sonora, así como en su faceta como actor principal.

Paul Simon, el explorador de mundos

Fue en 1972 que Paul Simon se alejó de Garfunkel para lanzar su álbum como solista y emprender su propio camino. El disco, titulado simplemente Paul Simon, incluía el sencillo “Mother And Child Reunion”, un homenaje al reggae que gracias a sus cualidades que combinaban el pop con el género nacido en Jamaica, logró posicionarse en el Top 5 de las listas en Gran Bretaña.

De acuerdo con un artículo publicado por Paste Magazine, la incursión de Simon en el reggae hizo que el género tuviera la atención de la audiencia estadounidense, porque se sumó a otro hit que sonaba en la radio en aquella época: el cover de Eric Clapton al tema de Bob Marley, “I Shot The Sheriff”.

En 1975, Simon lanzó Still Crazy After All These Years, un álbum que no tuvo el éxito esperado por la industria pero que contiene canciones como “50 Ways To Leave Your Lover”, con las que evolucionó como compositor. Cane relata que este es uno de los discos con los que el músico logró ser un narrador de historias a través de sus canciones. “Sin mostrarse petulante, sin tomárselo muy en serio o de forma solemne, creo que es alguien que lo distingue de otros compositores de otra época”.

A partir de ese momento, Simon sería uno de los músicos estadounidenses interesados en buscar música primitiva para incluirla en sus discos. En el álbum Graceland de 1986, el músico integró elementos de jazz, rock, folk y su peculiar estilo vocal pop, junto a sonidos provenientes de Afroamérica. Según el artículo de la revista, “Aunque no fue la primera vez que la música de occidente se encontró con la música africana, Graceland fue un momento donde la música de mundo se transformó para llegar a los oídos de muchos y generar una nueva escena musical”.

“Creo que ese es el truco de Paul Simon, es un gran letrista. Conectaba con la generación Baby Boomer porque les contaba la historia de sus vidas”, comenta Miguel Cane sobre Paul Simon. “Esta conexión lo hizo ser la voz de una generación. Canciones como “Me And Julio Down by the Schoolyard”, “Kodachrome”, “Mother And Child Reunion”, se hicieron en cierta forma himnos, aunque no tan populares como por ejemplo “Like A Rolling Stone” de Dylan”.

“Tanto en su época como solista como con Simon & Garfunkel, Paul Simon siempre fue creativo y muy sensible”, dice Cane, quien resalta que Simon siempre fue un compositor mucho más cercano a la gente que el mismo Dylan: “A mi siempre me pareció que era un cantautor mejor que Bob Dylan en el sentido más elemental. Bob Dylan siempre fue un solipsista. Todas sus canciones eran acerca de él, o las experiencias de él o las fantasías, las de Paul Simon van girando en torno a un montón de cosas. Algunas son experiencias suyas, o ideas suyas, otras son las maneras en cómo filtra las cosas él las ve”. “Como intérprete, fue la manera en la que conectaba con su público, se entregaba y hacía esta conexión. Nadie hacía armonías como Simon & Garfunkel”.

Advertisement