Síguenos

Advertisement
Kanye West

La semana pasada, la banquera internacional Citigroup publicó un reporte en que señalaba que los artistas en Estados Unidos obtuvieron solo el 12% (5 mil millones) de los 43 mil millones de dólares que generó la industria musical en 2017.

Esto fue parte de una serie de análisis que sirven para informar a los inversionistas sobre el contexto actual en diversos campos de inversión. Según Billboard, los inversionistas están más interesados que nunca en apostar por la industria de la música, en gran medida por las ganancias que le ha dado el streaming en los últimos años.

El documento titulado Putting the Band Back Together: Remastering the World of Music, compuesto por 80 páginas coordinadas por el analista Jason B. Bazinet, indicaba que la mayoría de los ingresos se lo llevaron estaciones de radio, compañías discográficas y compañías de tecnología como Apple, Spotify, entre otros negociantes, dejando la rebanada más pequeña del pastel a los autores, intérpretes y compositores.

De acuerdo con el estudio, esta situación se dio aún cuando el año pasado fue uno de los mejores para el país del norte en materia de consumo musical, pues los estadounidenses le habían generado más de 20 mdd a dicha industria.

Bazinet apuntaba en una entrevista para Rolling Stone que las cifras eran “increíblemente bajas” y enviaba un mensaje claro a jóvenes que posiblemente podrían entrar a la industria: “a los jóvenes artistas: no entiendes lo sangriento de la industria de la música y cómo fluyen los dólares. Realmente no vas a ganar tanto dinero. Hay una cantidad increíble de fugas en todo el negocio”.

Según informa Billboard, el reporte de Citigroup ha generado bulla dentro de la industria y molestia por parte de negociantes, sobre todo porque “no sabían de dicha investigación” y la forma en la que citan números y fuentes son confusas e incorrectas.

Las inconsistencias del estudio según la RIAA (Asociación Nacional de Grabación) y otros miembros de la industria

“El interés por la comunidad de inversionistas en nuestra industria es bienvenida en el negocio de la música, pero lamentablemente algunas de las metodologías y análisis son incorrectos o están incompletos. Invitamos a cualquier interesado a consultar a cualquiera de los líderes dentro del negocio. Por ejemplo, información de la RIAA es extensamente citada (en el documento) pero ninguno de nuestros líderes fue entrevistado”, le dijo un representante de la RIAA a Billboard.

Fuentes directas no citadas en el artículo del mismo medio estadounidense dijeron que Citi se valió de “estadísticas financieras de alto nivel para hacer declaraciones generalizadas y / o inexactas sobre los flujos de ingresos individuales de los artistas, así como sobre los mecanismos detrás de los contratos de disqueras y licencias”.

Según las fuentes, uno de los datos más cuestionables es el que más ha llamado la atención en medios de comunicación, que indica que los artistas solo se llevan el 12% de lo generado, un dato que fue tomado de distintos “comunicados de prensa”.

“¿El porcentaje de los ingresos de la industria que llega a los artistas determina realmente lo bien que está funcionando la misma?, se cuestiona Kevin Erickson, director nacional de organización de Future of Music Coalition en la misma publicación. “Si todos los artistas que trabajan dejaran lo que están haciendo y salieran a la calle y empezaran a hacer su propio negocio, obtendrían el 100 por ciento de esos ingresos, pero sería una estupidez. De manera aislada, estos datos no muestran mucho sobre lo que está sucediendo ", expresa.

Por otro lado, un dirigente de una compañía discográfica del cual no se menciona el nombre, aclara los datos respecto a este porcentaje: "inmediatamente después, incluso antes de que veas lo que una disquera le paga a un artista, hay una gran base de ingresos publicitarios que no le va a importar a nadie gracias a una regulación gubernamental. Ese 12% que menciona, aumentaría drásticamente si la radio estuviera fuera de la ecuación, puesto que no tiene nada que ver con que los intermediarios "corten" el pago al artista. Tiene que ver con cómo Estados Unidos, Corea del Norte e Irán son los únicos países que no pagan derechos de representación a los artistas en la radio terrestre. Eso es casi 15 mil millones de los $43 mil millones de dólares que están dimensionando en el informe", menciona.

Luego de recibir las declaraciones de los negociantes, Billboard fue a buscar una respuesta de Bazinet, quien confirmó que la principal fuente de datos del análisis provenía de documentos “porque ahí era donde encontrarían la mejor perspectiva financiera”. Además, el informe cuenta con fuentes de libros como All You Need To Know About The Music Business de Donald Passman, en lugar de usar fuentes directas de entrevistas.

Advertisement

Relacionados