Síguenos

Advertisement
JOHNWILLIAMSSTARWARS.jpg

Recientemente, la revista Variety publicó una entrevista con John Williams, compositor original del soundtrack de la saga Star Wars, quien reveló que estaría a cargo de la música de Solo: A Star Wars Story. Esta cinta contará la historia de Han Solo, personaje interpretado por Harrison Ford en la saga creada por George Lucas.

El cine no fue el mismo desde la llegada de Star Wars en 1977. La primera entrega de la saga de aventuras espaciales llegó a la pantalla grande en un momento donde erosionaba el punk, la música disco y el hard rock. Un cierto temor por una invasión extraterrestre se hacía latente en la mente de cineastas, músicos y artistas, gracias a hechos históricos como la llegada del hombre a la luna en 1968, los supuestos suicidios masivos provocados por la narración de la Guerra de los Mundos por Orson Welles en la radio en 1938, y otros acontecimientos como la llegada de Ziggy Stardust (David Bowie) en la escena musical a principios de la década de los setenta. El tema galáctico podía respirarse en el ambiente artístico.

Star Wars trascendió la cinematografía para inscribirse en las páginas de la historia de la cultura pop debido a sus innovaciones en la forma de hacer ciencia ficción y relatar una trama novelística épica en el espacio. Uno de los elementos por los cuales son reconocidas las cintas protagonizadas por alienígenas, androides, clones y guerreros antiguos del bien y el mal (jedis y siths) es definitivamente la música. Según el diario The Telegraph, el propio Lucas menciona que la música se convirtió en el punto clave de la película: “Casi el noventa por ciento de las películas de Star Wars son música. Está hecha con un estilo antiguo, como las cintas mudas, así que la música cuenta la mayoría de la historia”.

El progenitor de los sonidos de la galaxia en esta historia cinematográfica se incorporó a los planes de Lucas por recomendación de Steven Spielberg, director con el que el músico ganó un Óscar en 1976 por el soundtrack de Jaws. Originalmente, Lucas quería incluir música clásica como parte del soundtrack de sus películas, un estilo similar al del director Stanley Kubrick, quien incluyó obras sonoras como “Así Habló Zaratustra” de Richard Strauss en 2001: A Space Odyssey , además de una reinterpretación de la Novena Sinfonía bajo las manos de Walter Carlos (hoy Wendy Carlos) en los sintetizadores moog.

Sin embargo, la recomendación de Spielberg de incorporar música original a la historia fue una decisión acertada cuando dejó como responsable a Williams, quien con una creatividad influida por músicos como Richard Wagner, Pyotr Tchaikovsky y Edward Elgar, creó una de las bandas sonoras más memorables en la historia de la cinematografía.

De acuerdo a algunos documentales como Star Wars: The Legacy Revealed, donde algunos sociólogos, antropólogos y expertos en ciencias sociales comparten opiniones sobre la saga, existe un común acuerdo en que la historia de Star Wars es una narración que podría compararse con obras épicas antiguas como La Ilíada y La Odisea de Homero. También, mencionan los expertos, juega con la figura del héroe que explicó el reconocido antropólogo Joseph Campbell en el libro The Hero Of A Thousand Faces en sus personajes. Incluso la política romana y los conflictos como la Segunda Guerra Mundial fueron una fuente de inspiración para los guiones de George Lucas, pues reflejó de múltiples formas la realidad en una historia fantástica.

Todo esto fue materializado por Williams en su obra musical, que remueve emociones o causa un impacto en el espectador respecto a lo que se vive en pantalla. Según un artículo de Billboard en el que revelan una investigación hecha por David Penn, fundador y editor en jefe de la página web Hit Songs Deconstructed, el tema principal de la película de Star Wars es uno de los más icónicos y reconocibles en la historia del cine debido a ciertos elementos esenciales.

Según Penn, el tema principal con el que inician todas las cintas de la saga (exceptuando Rogue One) contiene los siguientes rasgos emocionales en su estructura: excitación, sentimiento heroico o de aventura, compasión y, por último, una combinación de los tres aunado a un sentimiento de victoria. Estos suceden bajo la instrumentación de cuerdas, viento y metales, lo que le da una personalidad épica al tema.

Además del tema principal, Williams creó un tema por cada personaje, situación o incluso planeta. Si los personajes se encuentran en el planeta desértico Tatooine, la música es distinta a la de el planeta colonizado, Coruscant. Incluso, algunas versiones de la música de Star Wars han sido versionadas en estilos musicales distintos como disco y electrónica. En 1977, el tema principal en versión disco llegó a colarse a las listas de popularidad.

Para las precuelas que fueron lanzadas en los años dosmil, el músico retomo ciertas composiciones como la famosa “Imperial March” que originalmente aparece cada vez que Darth Vader, El Emperador o un desfile de Stormtroopers entran en escena durante la primera trilogía, y compuso algunas variaciones para musicalizar la caída paulatina de Anakin Skywalker hacia el lado oscuro de la Fuerza. Además, el músico se inspiró en otras piezas además de la música clásica. Por ejemplo, para el duelo que libran Obi-Wan Kenobi, Qui-Gon Jinn y Darth Maul en el Episodio I, Williams compuso “The Duel Of Fates” inspirado en una melodía celta.

Si bien John Williams se convirtió en un hito del cine gracias a su obra en Star Wars, este no ha sido su único trabajo. En 1978, musicalizó la primera película de Superman -una de las primeras de superhéroes en la historia- con Christopher Reeve como protagonista. En 1981 se aventuró con George Lucas una vez más para hacer la música de Indiana Jones; en 1982, retomó su trabajo espacial y creó el nostálgico soundtrack de E.T: The Extra-Terrestrial. En la década de los noventa viajó al pasado y compuso la música de Jurassic Park y Schindler’s List e incursionó en otro tipo de géneros cinematográficos creando el soundtrack de cintas como Home Alone, la clásica cinta navideña protagonizada por Macaulay Culkin.

En 2001, Williams regresó al mundo de la fantasía creando el universo musical de Harry Potter y finalmente volvió al espacio en 2015 cuando la franquicia de Star Wars anunció The Force Awakens, el episodio VII. Además, la música de la más reciente cinta de la saga, The Last Jedi, también fue compuesta por él.

Solo: A Star Wars Story se estrenará el próximo 25 de mayo y Williams volverá a los oídos de los espectadores para sumergirse, una vez más, en una galaxia muy, muy lejana.

Advertisement