Síguenos

Advertisement
Imagen: Instagram oficial, Isaiah Acosta.

La música tiene límites. Esta afirmación puede verse reflejada en muchas canciones, artistas y diversas formas de expresión a través de las armonías, ritmos y melodías que hasta para los músicos más estudiados parecen imposibles. Sin embargo, existen casos únicos como el de Isaiah Acosta, joven norteamericano de 18 años que a pesar de contar con una enfermedad que no le permite hablar como la mayoría de las personas, él siempre se ha sabido capaz de hacer rap.

Isaiah nació sin una mandíbula debido a una malformación congénita llamada situs inversus en la que, según información de la BBC, los órganos viscerales se invierten y aparecen en lados equivocados. Sin embargo, Isaiah estrenó a principios de año "Oxygen To Fly", su primera canción.

De acuerdo al propio Acosta, esta canción retrata lo que ha vivido como alguien de una condición distinta a la de los demás: Bullying y muchos comentarios de repulsión hacia su persona.

"Frases, poesía, sentimientos. Era una manera de expresarme y contar lo que sentía por las burlas de los demás", le dijo el joven al medio de comunicación británico. "Nací amando la música, especialmente a 50 Cent", dijo sobre sus mayores inspiraciones.

"I don’t care what people think of me / proud and honored that they carry me / jaw gone but I love myself / like a lion to my family / heart beat through a tragedy."- "Oxygen To Fly", Isaiah Acosta.

La canción se logró gracias al rapero Gucci Mane, quien es originario de Phoenix, Arizona, al igual que Isaiah. El hospital Children's Miracle Network, que en ese momento trataba la enfermedad de Isaiah, contactó al músico estadounidense para que pudieran apoyarlo a lograr su mayor sueño: convertirse en un rapero al igual que sus ídolos.

Gucci Mane, mejor conocido como Trap House, apoyó a que las letras de Acosta tuvieran voz para la canción que además de ser grabada en un estudio, tendría su propio video oficial que fue presentado por su director, Torben Bernhard, en el festival musical South By Southwest.

Previo a su aparición en el festival, el video llegó a las millones de vistas y tan sólo en las primeras nueve horas logró más de 9,000 vistas. Además, el clip formó parte de una campaña especial de la cadena de hospitales Children's Miracle Network Hospitals en la cual al descargar la canción, uno -todavía- puede donar dinero para el propio joven talento y más chicos con el mismo padecimiento.

En Instagram, Acosta escribió al respecto: "Esta canción está ayudando a miles de niños y jóvenes alrededor del mundo que se encuentran en CMNH". Actualmente, Isaiah Acosta es embajador de los niños de esa cadena de hospitales gracias a su talento y su disciplina para hacer lo que más le gusta: escribir rimas que definan los nuevos retos que significa ser diferente en una sociedad que a veces no comprende, lo que significa nacer en una condición que no es igual a la de todos.

Isaiah's Documentary

Advertisement

Relacionados