Síguenos

Advertisement
DAMONALBARN.jpg

Hace 50 años nació Damon Albarn, uno de los músicos británicos más influyentes en la actualidad. El compositor y multiinstrumentista ha llegado a los oídos de millones de personas desde los años noventa con Blur hasta la fecha con Gorillaz, una banda virtual con la que ha expuesto ideas vanguardistas en la música al experimentar con distintos estilos como el hip hop, el trip hop y la música electrónica.

Además de ser la cabeza de estas dos agrupaciones, Albarn también cuenta con diversos proyectos musicales incluyendo su trabajo como solista. El trabajo del músico va más allá de su éxito comercial y por ello fue nombrado como una de las personas más poderosas en la cultura británica por el diario inglés The Telegraph.

Blur

En los años noventa, Damon Albarn fue el rostro del nuevo pop en Gran Bretaña, un movimiento musical que el periodismo inglés llamó Britpop, el cual contrastaba con el sonido alternativo del shoegaze y la crudeza del grunge proveniente de Estados Unidos. Con Blur y los álbumes Parklife y The Great Escape, Albarn alcanzó el éxito comercial llegando a la posición número uno de las listas y compitiendo por el primer lugar con Oasis. Mientras la banda de los hermanos Gallagher conquistaba al mundo con una balada llamada “Wonderwall”, Albarn lo hacía con la teatralidad que lo caracteriza con “Country House” y “The Universal”, canciones que se han convertido en clásicos de la música alternativa actual.

Después de esta época, el músico editó cuatro álbumes de estudio con la agrupación (Blur, 13, Think Thank, The Magic Whip). A lo largo de más de dos décadas, la banda se ha conservado gracias a la vitalidad creativa tanto de Albarn como de Graham Coxon, su compañero de escuela con quien comenzó el proyecto.

Gorillaz

En el año 2000, a Damon Albarn y Jamie Hewlett se les ocurrió plasmar en caricatura a un grupo de músicos ficticios para experimentar con ellos y crear una nueva forma de hacer música tras bambalinas. Inspirados en MTV, Los Simpsons y satirizando la realidad, ambos artistas le dieron vida a 2D, Murdoc Niccals, Russel Hobbs y Noodle, integrantes de Gorillaz.

Con este proyecto, Albarn salió de la estructura musical de las guitarras para darle paso a los sintetizadores, alejándose del rock que hacía con Blur, y a nuevas voces que revitalizarían su música.

Desde su álbum debut, el productor incluyó al MC Del the Funky Homosapien en las canciones “Clint Eastwood” y “Rock The House” y abrió camino a una combinación entre hip hop y música electrónica que resultó en un éxito rotundo en la radio y en sus presentaciones. El segungo álbum, Demon Dayz de 2005, vendió más de 8 millones de copias, según Spotify.

En este proyecto, Albarn se ha mostrado libre e ingenioso como instrumentista, productor y vocalista, además de exponer su ideología política sin integrarla directamente en la música de Gorillaz. El año pasado, el músico le dijo a The New York Times que creó el más reciente álbum de estudio de la banda, Humanz, pensando cómo sería una fiesta en un mundo distópico gobernado por seres humanos como Donald Trump.

The Good, The Bad & The Queen

The Good, The Bad & The Queen es una superbanda de cuatro miembros con Damon Albarn, Paul Simonon (bajista de The Clash), Tony Allen (baterista de Fela Kuti) y Simon Tong (guitarrista de The Verve). De acuerdo con el sitio especializado en música Stereogum, en esta agrupación Albarn combina todas sus identidades: desde el británico folk que muestra en Dr. Dee, los afrobeats de Rocket Juice And The Moon, la vibra de Mali Music y el espíritu colaborativo que tiene con Gorillaz.

Su único álbum, grabado entre 2005 y 2006, fue una experiencia que marcó un antes y un después en su vida. El productor Danger Mouse trabajó adaptando las influencias musicales africanas que tenían en mente tanto él como Tony Allen y el virtuosismo del ex integrante de The Clash.

Rocket Juice And The Moon

En 2012, Damon Albarn se juntó con Flea, bajista de Red Hot Chilli Peppers y por segunda ocasión con Tony Allen para crear Rocket Juice And The Moon, una banda con la que combinó el afrobeat, la psicodelia, el jazz y el dub. En el único álbum que publicó con el trío, Albarn también incluyó la participación de Erykah Badu y el ensamble Hypnotic Brass.

Damon Albarn como solista (Mali Music, Monkey: Journey To West y Damon Albarn)

Un año después del lanzamiento del primer álbum de Gorillaz, el músico viajó a África. Durante su estancia, Albarn improvisó con músicos locales en bares y grabó el material que le pareció más interesante. Con más de 40 horas de música, el británico editó el álbum Mali Music, agregando efectos a la mezcla de las canciones y matices con sintetizadores.

En 2008, Jamie Hewlett y el director Chen Shi-zheng trabajaron con Albarn para la adaptación de una obra teatral china en animación titulada Monkey's World. A través de sintetizadores y estructuras musicales asiáticas, Albarn compuso el soundtrack inspirado en fotografías y paisaje sonoro que tanto Hewlett y él capturaron en una exploración lúdica a las orillas de China. En 2012, el músico también compuso la banda sonora de Dr. Dee, una ópera folk británica.

En 2014 Damon Albarn publicó su álbum homónimo como solista. En este trabajo, puede apreciarse una mirada introspectiva de su música y todas las influencias que capturó a lo largo de su carrera, desde los elementos primitivos de la instrumentación africana hasta las melodías nostálgicas características de la música británica con la que creció.

Advertisement

Relacionados